Internado

Una propuesta de formacion integral

Los alumnos que lo deseen, pueden cursar sus estudios de Educación Secundaria y Bachillerato en régimen de internado. Este internado es masculino.

Pretendemos proporcionar a cada alumno una formación humana integral a través de un seguimiento personalizado de su educación.

Gracias a la convivencia y a una organización centrada en el acompañamiento de los procesos personales y académicos de cada alumno, los jóvenes van descubriendo sus potencialidades y cómo sacarles el mayor partido.

El Centro, los padres y el alumno se responsabilizan de la tarea educativa por medio de la comprensión y la exigencia recíproca.

Equipo educativo

Un importante equipo educativo atiende todas las necesidades de los alumnos internos, acompañándolos en los momentos de estudio, clases de refuerzo, comidas, momentos de ocio, atención sanitaria, tutoría personal…

Un importante equipo educativo atiende todas las necesidades de los alumnos internos, acompañándolos en los momentos de estudio, clases de refuerzo, comidas, momentos de ocio, atención sanitaria, tutoría personal…

Los profesores potencian al máximo la ética de la responsabilidad, la dignidad individual y la confianza entre las personas. Aumentamos la autoestima: cada alumno debe sentirse importante, capaz y valioso, sin ser comparado de forma negativa con el resto. Despertamos en los alumnos el deseo de aprender.

Nos apoyamos en la familia como base de la educación del alumno. Existe la necesaria interacción entre la institución y la familia.

Organización

La estructura del internado facilita la adquisición de hábitos de orden, educa en un correcto aprovechamiento del tiempo, en la socialización que exige toda convivencia de grupo y en el descubrimiento de las capacidades personales.

La estancia de los internos se desarrolla de lunes a viernes. Los fines de semana deben pasarlos en sus domicilios.

Todos los días, los internos tienen dos o tres tiempos de estudio acompañado y un momento de ocio compartido: actividades culturales, deportivas, juegos…

En la dinámica normal del internado se procura que los alumnos asuman pequeñas responsabilidades en las actividades diarias de modo que crezcan en autonomía y responsabilidad personal.

Instalaciones

Todas las habitaciones de los internos son individuales.

Como norma general, disfrutan además de todas las instalaciones colegiales. De este modo, tanto la biblioteca-Sala de recursos como los espacios deportivos, las salas de informática, audiovisuales, los espacios de trabajo en grupo, las aulas para los pequeños grupos de refuerzo… constituyen espacios que los internos utilizan a diario.

About the Author